Generalmente, se le plantea a Mundo Offshore que identifique cuál es la opción perfecta de segunda ciudadanía en América Latina. Ahora, con el reciente temor por el coronavirus y el colapso financiero global, Vanuatu obtiene un puntaje perfecto de diez en nuestra lista, mientras continúe disponible como destino.

Vanuatu no solo es extremadamente competitivo en precio y supera a casi todos los demás programas de CBI, sino que también cuenta con interesantes beneficios aplicables para aquellos que sean ciudadanos, tales como una sólida banca privada, ausencia de política de intercambio fiscal y de extradición, además de que no aplica ningún impuesto sobre las ganancias globales o locales.

Aparte de lo anterior, no existe control o vigilancia real por parte del gobierno (realmente no hay gobierno), niuna fuerza policial armada, cuenta con excelentes servicios bancarios, contables, financieros y de gestión de patrimonio, además se considera como el cuarto lugar más feliz de la tierra.

Hay más de 30 islas con algunas de las mejores playas y actividades de buceo y pesca del mundo, así como acceso a agua no contaminada, alimentos orgánicos y a bienes raíces con excelente relación precio/valor.

Pero, lo más importante: no hay casos de coronavirus, bloqueos o restricciones impuestas por el gobierno, ni limitaciones a la libertad de los ciudadanos.

La adquisición de una segunda ciudadanía podría salvar su vida en tiempos de inestabilidad política, guerra civil o situaciones similares. En este mundo cada vez más peligroso, tomar tal decisión es lo más sabio y futurista que pueda hacer. No en vano, anualmente miles de empresarios internacionales, personas y familias pudientes compran una segunda ciudadanía alternativa, la cual es considerada como un seguro de vida adicional o un escudo protector para el cónyuge y los hijos.

Además, una segunda ciudadanía también puede servir para reducir sus impuestos y proteger sus activos. Permite no solo una mejor protección de los mismos, sino mayor privacidad financiera, mayores retornos, seguridad personal y financiera, e impuestos diferidos sobre pensiones y seguros de vida. Por ejemplo, abrir una cuenta bancaria extranjera con una segunda nacionalidad es mucho más fácil. Dicha cuenta bancaria extraterritorial le permitiría adquirir valores y fondos en los mercados financieros de todo el mundo.

10 razones para catalogarlo como el mejor programa disponible hoy en día

  1. Vanuatu es el único país que simplifica su proceso de aprobación de tal manera que usted no arriesgue ni inmovilice fondos en esta etapa. Por una tarifa con todo incluido de 10,000 USD (que cubre a todos los miembros de la familia, trabajo legal, tarifas gubernamentales, etc.), obtendrá una autorización del gobierno que funciona como una aprobación. Después de esto, usted paga la cantidad restante y son casi nulas las posibilidades de rechazo debido a que su solicitud ya ha sido pre-aprobada. Ninguna otra jurisdicción ofrece esto, convirtiéndose así el de Vanuatu en el programa más rápido y confiable en términos de tasas de aceptación que haya disponible actualmente.
  2. La República de Vanuatu no aplica impuestos sobre la renta, el patrimonio o la herencia, y garantiza la privacidad financiera y comercial en un sector bancario bien desarrollado. Es considerada como las Bahamas del Pacífico, pero sin poseer tratados vigentes de intercambio de información fiscal con la mayoría de los países. Vanuatu ahora también tiene disponible un programa de residencia fiscal (ver más abajo en la sección de impuestos).
  3. Acceso sin visa o política de visado al momento de la llegada a 124 países y territorios. Entrada libre otorgada a 26 países del Área Schengen, así como al Reino Unido, Rusia, Hong Kong, Singapur y muchos más.
  4. La ciudadanía de Vanuatu es de por vida y también se puede incluir a los dependientes del inversionista principal (como cónyuge e hijos).
  5. Los padres del solicitante pueden ser incluidos como DEPENDIENTES.
  6. La ciudadanía de Vanuatu se puede obtener realizando una inversión mínima de 150,000 USD PARA UN SOLICITANTE SIN DEPENDIENTES.
  7. El tiempo de solicitud del programa puede ser tan corto como de dos meses y, por ley, incluso hasta de un mes, lo que lo convierte en el programa más rápido disponible en la actualidad.
  8. Para la documentación de fondos se permite a bitcoin como fuente de los mismos (aunque no los pagos a través de bitcoin). Además, con respecto a los requisitos de la fuente de los fondos y del patrimonio, es uno de los programas menos estrictos de todos.
  9. Vanuatu permite a los ciudadanos invertir, vivir y abrir estructuras de cuentas bancarias en el país, incluida la adquisición de la residencia fiscal.
  10. El país no reconoce la extradición de sus ciudadanos y no tiene tratados vigentes al respecto con ninguna otra nación.
  11. No hay requisito de residencia.
  12. Bajo costo de vida.
  13. Oficialmente, es el cuarto “lugar más feliz del mundo”.
  14. Es el único programa de Ciudadanía por Inversión (CBI) de este tipo en el hemisferio de Asia Pacífico.
  15. Es un centro financiero internacional offshore desde 1972.
  16. Procedimientos sencillos de conformación de cuentas bancarias y empresas.
  17. País estable y pacífico: ni siquiera tiene Fuerzas Armadas Regulares.
  18. Miembro de habla inglesa/francesa de la Mancomunidad Británica de Naciones.
  19. Proceso de solicitud simple y rápido: tan solo 30 días.
  20. Una extraordinaria nación insular en el trópico, tanto para el turismo como para la vida.
  21. Bienes inmuebles de bajo costo: desde las mejores propiedades frente al mar, hasta islas enteras en venta.

Comparación con otros programas

Si usted compara los costos de otros programas con el de Vanuatu, se dará cuenta que este último es más económico. A continuación, insertamos una tabla de comparación que coteja el caso de Vanuatu con el de todos los demás CBI:

País Inversión requerida para un solicitanteSolicitante principal + cónyugeSolicitante + cónyuge + dos hijos menores de 18 añosDependientes adicionales
Antigua y barbudaDesde 125,000 USDDesde  125,000 USDDesde 125,000 USD15,000 USD
ChipreDesde 2,000,000 euros
DominicaDesde 100, 000 USDDesde 175,000 USDDesde 200,000 USDDesde 25,000 USD
GranadaDesde 150, 000 USDDesde 200,000 USDDesde 200, 000 USDDesde 25,000 USD
MaltaDesde 650,000 euros25,000 euros adicionalesCada hijo/a dependiente  entre 0 – 17 años: €25,000Cada dependiente de 18 a 26 años, no casado y dependiente económicamente del solicitante principal: €50,000
MoldaviaDesde 100,000 eurosDesde 115,000 eurosDesde 145,000 euros5,000 euros mayor de  16 años
MontenegroDesde 350,000 eurosDesde 350,000 eurosDesde 350,000 euros
San Cristóbal y NievesDesde 150,000 USDDesde 150,000 USDDesde 195,000 USDDesde 10,000 USD
Santa LuciaDesde 100,000 USDDesde 165,000 USDDesde 190,000 USDDesde 25,000 USD
TurquíaDesde 750, 000 USDDesde 750, 000 USDDesde 750,000 USD
VanuatuDesde 80,000 USDDesde 100,000 USDDesde 130,000 USDDesde 10,000 USD

El programa, fundamentos legales

El Programa de Apoyo al Desarrollo de Vanuatu (VDSP) fue creado con el propósito de recaudar fondos para apoyar la infraestructura y promover el desarrollo económico del país. El VDSP fue promulgado por el Gobierno de Vanuatu en virtud de la Ley de Ciudadanía (cap. 112), con los poderes conferidos al Primer Ministro por la Sección 20 de la Ley de Ciudadanía (112), Orden No. 215 de 2016.

El 24 de agosto de 2017, el Primer Ministro de Vanuatu publicó en Gaceta Oficial un reemplazo al VDSP. A partir de este momento, se ofrecerá la Ciudadanía Honoraria. Nuestro experto de programa es el equipo de NTL Wealth, que se ha establecido desde 1994 en Nieves y es especialista en el VDSP,ya que posee su propia oficina en Vanuatu Capital Estate desde inicios del programa.

En enero de 2017, la República de Vanuatu estrenó su Programa de Apoyo al Desarrollo por 150,000 USD, incluidas las tarifas gubernamentales y de diligencia debida. La ciudadanía adquirida bajo el programa DSP está plenamente reconocida por el Gobierno de Vanuatu y la nacionalidad es considerada como Ni-Vanuatu. Quienes soliciten y reciban la ciudadanía de Vanuatu bajo el DSP, tienen el derecho total de residir en el país en todo momento y el pasaporte es renovable al vencimiento. La ciudadanía honoraria es hereditaria.

El programa DSP fue diseñado para ayudar a los indígenas (Ni-Vanuatu) a obtener acceso a la ayuda que tanto necesitan, incluida la educación y la asistencia médica.A través del mecanismo de donación, el programa otorga la ciudadanía a todos los solicitantes de la mayoría de los países con solo unos pocos restringidos, como Irak, Irán y Siria (pero incluso los naturales de estas naciones pueden obtener la ciudadanía si demuestran su residencia en el extranjero durante un período determinado).

Requisitos

  • Los solicitantes deben ser mayores de 18 y menores de 65 años cuando presenten su solicitud.
  • Los solicitantes deben tener mínimo 500,000 USD en activos personales netos al presentar su solicitud, de los cuales al menos 250,000 USD deben ser bancarios. Hay algo de flexibilidad en esto.

Lista de documentos requeridos

Etapa I – Debida diligencia:

  • Formulario de solicitud de la Etapa I completo y firmado (para el solicitante principal, cónyuge, hijos, padres).
  • Escaneo a color de pasaporte existente (copia certificada), para el solicitante principal, cónyuge, hijos, padres.
  • Escaneo a color de la tarjeta de identificación con foto (copia certificada), frente y reverso, fotocopiada en una página (según esté disponible para el solicitante principal, cónyuge, hijos, padres).
  • CV: tanto para el solicitante principal como para el cónyuge.
  • Informe de autorización policial de la jurisdicción en la que ha residido durante los últimos 12 meses y (si es diferente) de la jurisdicción de su nacionalidad principal (para el solicitante y dependientes mayores de 12 años, si están disponibles).
  • Tarifa de debida diligencia.

Precios

El costo de la ciudadanía de Vanuatu varía desde una tarifa mínima exigida por el gobierno de 150,000 USD para un solicitante solo, y hasta 220,000 USD para una familia de cuatro miembros.

Se aplican tarifas adicionales para solicitudes de más de cuatro miembros de la familia. No hay límite para este número en una sola solicitud. Los hermanos y “suegros” no son elegibles.

Notas importantes:

  • El Comité de Ciudadanía se reúne dos veces al mes para considerar las solicitudes.
  • El comité toma su decisión de otorgar la ciudadanía con base en lo siguiente:
    • El resultado de la autorización (debida diligencia) emitida por la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF).
    • La presentación completa y satisfactoria de la documentación de la Etapa II.
    • La autorización de los fondos de la Etapa II a través del Banco Nacional de Vanuatu (NBV), y evidencia de depósito en la cuenta del gobierno.
  • Si los tres aspectos de la presentación ante el Comité de Ciudadanía se completan satisfactoriamente, es poco probable que haya algún impedimento para que se otorgue la ciudadanía.
  • Es esencial que el agente de procesamiento esté profundamente familiarizado con los requisitos de presentación, para que pueda proporcionar el asesoramiento adecuado con respecto a la documentación. Esto minimizará los retrasos en el procesamiento; de lo contrario, pueden ser significativos.
  • El requisito de transferir sumas significativas de dinero a un Agente Maestro con sede en Vanuatu implica que se debe contratar un subagente intermediario de gran reputación, con una responsabilidad absoluta por la seguridad de los fondos remitidos.

 Haga clic aquí para realizar una consulta a un experto.

La República de Vanuatu no aplica impuestos sobre la renta, el patrimonio o la herencia, y garantiza la privacidad financiera y comercial en un sector bancario bien desarrollado.

Residencia fiscal en Vanuatu

Uno de los problemas que enfrentaron muchos titulares de pasaportes y ciudadanos de Vanuatu fue establecer la residencia fiscal, ya que Vanuatu no reconocía el impuesto sobre la renta personal de ningún tipo y, por lo tanto, no lo aplicaba sobre los ingresos locales o globales.

Es decir, no tenían y aún no tienen ningún departamento ni política fiscal para recaudar impuestos. En consecuencia, se deduce que no ha existido la oportunidad o necesidad de presentar declaraciones de impuestos y, de hecho, no se contaban con números de identificación fiscal personales.

En el marco de la recién implementada Ley de Administración Tributaria de Vanuatu (TAA 37), el Departamento de Aduanas e Ingresos Internos de Vanuatu ha introducido un sistema para la emisión de “Números de Identificación Tributaria” (TIN) personales y corporativos.

Como es conocido por cualquiera que haya abierto u operado una cuenta bancaria en una jurisdicción signataria del Estándar Común de Reporte (CRS), la provisión de un TIN es obligatoria para facilitar el intercambio automático de información requerido bajo el sistema CRS.

Vanuatu, como miembro signatario del CRS, ha luchado para cumplir plenamente con sus obligaciones debido a la ausencia de un sistema TIN. Esto también ha generado algunos obstáculos para las personas con ciudadanía de Vanuatu que buscan abrir cuentas bancarias en cualquier parte del mundo donde, generalmente (de hecho, casi siempre), la provisión de un TIN se declara obligatoria.

Para los ciudadanos de la jurisdicción bajo el Programa de Apoyo al Desarrollo de Vanuatu (VDSP) y el Programa de Contribución de Vanuatu (VCP), la introducción de un TIN es, obviamente, la más relevante y beneficiosa de las nuevas disposiciones.

Sin embargo, la Ley en sí tiene poco más de cien páginas y abarca muchos aspectos de la administración tributaria en Vanuatu. Para aquellos ciudadanos de VDSP y VCP que participen en actividades comerciales en Vanuatu, valdría la pena un estudio más profundo para comprender los cambios y refuerzos, así como el impacto que podrían tener (descargue aquí la TAA37).

Es importante destacar que no se registran cambios concretos en las tarifas o tasas impositivas existentes de conformidad con la Ley y, al menos por ahora, Vanuatu sigue siendo por mucho una jurisdicción libre de impuestos.

Haga clic aquí para realizar una consulta a un experto ahora.

Preguntas frecuentes: una entrevista con el experto de NTL,Alex Álvarez

P. Alex, entendemos que usted es el gerente de NTL Wealth de la división de pasaportes y está a cargo del equipo de Ciudadanía de Vanuatu. Cuéntenos un poco más sobre usted.

Anteriormente fui gerente de una de las principales firmas de abogados en Panamá que se ocupaba de la estructuración internacional. Luego, me uní a NTL en su oficina central en Panamá hace 3 años y he estado al frente del equipo de Vanuatu, especialmente para América Latina. Manejo todos los CBI, incluidos el de Montenegro, Chipre, el Caribe y Vanuatu.

P. ¿Qué es NTL Wealth?

NTL Wealth es especialista en programas CBI y tenemos nuestra oficina central en Panamá, con nuestro propio bufete de abogados allí, además de licencias para todos los programas de pasaportes del Caribe (San Cristóbal, Granada, Antigua, Dominica, Santa Lucía).

También tenemos una oficina en San Cristóbal y Nieves con la compañía de fideicomisos autorizada más antigua, establecida en 1994, por lo que no solo nos encargamos de gestionar pasaportes sino también una serie completa de servicios de apoyo que incluyen fideicomisos, planificación y gestión de patrimonio, servicios corporativos, bancarios y residencia fiscal.

P. Alex, ¿cómo puede ayudar un segundo pasaporte frente a la situación del coronavirus o de una crisis financiera?

Bueno, el coronavirus es solo un factor en una cadena de cosas que pueden restringir los viajes y la libertad de movimiento en los tiempos actuales. Muchos de nuestros clientes latinoamericanos, especialmente las familias venezolanas, tienen problemas para obtener visas, abrir cuentas bancarias y hacer cosas que la gente común da por sentado, simplemente por su nacionalidad. Con el coronavirus, veremos grandes desafíos a nuestras libertades y, sin duda, una segunda ciudadanía ayudará.

P. ¿Cómo se compara el CBI de Vanuatu con el de otros países?

Bueno, puedo decir que el CBI de Vanuatu posee un proceso muy justo. Sabemos exactamente qué se requiere, recopilamos los documentos y los presentamos a las autoridades, luego obtenemos la autorización para poder garantizar a nuestros clientes que serán aprobados dentro de un mes y podrán adquirir su pasaporte dentro de los 3 meses, como máximo. Con otros programas, especialmente algunos del Caribe, a veces he tenido que esperar más de seis meses sin respuesta y he obtenido rechazos sin explicación o sin derecho de apelación.

P. ¿Alguna vez le han rechazado una solicitud en Vanuatu?

Puedo decir que, dado que tenemos nuestra propia oficina allí y conocemos el proceso, nunca hemos tenido un solo rechazo. Creo que esto refleja no solo nuestro propio control de calidad sino también el hecho de que Vanuatu, a pesar de su tamaño, tiene un proceso muy justo y transparente.

P. ¿Cómo procesa Vanuatu las solicitudes en medio de la situación del coronavirus?

Han emitido una instrucción que les permite hacer la entrevista para la ciudadanía a través Skype, lo cual es muy innovador y resuelve la situación actual. Lo que me gusta de Vanuatu es lo flexibles, abiertos y receptivos que son. Se preocupan por los clientes y quieren que el proceso sea lo más fluido posible.