¿Es posible abrir una cuenta bancaria comercial en Irlanda con una figura jurídica extrajera?

Sí, es posible. Sin embargo, dada la complejidad de las normativas y dependiendo de las particularidades de cada caso, usted deberá tratarlo directamente con el banco que elija o contactar a Mundo Offshore para obtener más información.

¿Cuál es el proceso a seguir para la apertura de una cuenta bancaria comercial en Irlanda?

Con exactitud, los documentos requeridos dependen del tipo de cuenta que usted elija. Si posee una sociedad, deberá proporcionar la documentación correspondiente a todos los propietarios beneficiarios o a los que tengan una participación del 25% (o más). Si se trata de una compañía de responsabilidad limitada, entonces necesitará un formulario de autorización firmado por todos los directores lo cual permitirá verificar que los mismos están de acuerdo con la apertura de la cuenta.

Probablemente, los documentos que deba presentar sean los siguientes:

  • Dos formularios de identificación, con uno que incluya foto (el pasaporte, por ejemplo), para la persona que abre la cuenta.
  • Un formulario de autorización bancaria vigente, donde se confirme que usted posee autoridad para abrir una cuenta en nombre de la empresa.
  • Registro de firmas de todas las personas con autoridad para utilizar la cuenta.
  • Acta Constitutiva y Certificado de Incorporación, solo aplica para las compañías de responsabilidad limitada.
  • Evidencia de la asociación, si su solicitud está orientada como tal.
  • Certificado de denominación comercial, si aplica.
  • Si usted es cliente nuevo, es probable que deba suministrar evidencia de su historial bancario (estados recientes) para demostrar su fiabilidad y buena reputación financiera.
  • Depósito inicial.

En algunos casos, para el proceso de apertura de la cuenta deberá proporcionar a la sucursal bancaria los documentos originales correspondientes, mientras que en otros casos se aceptarán las copias.

¿Es posible abrir una cuenta bancaria comercial sin ser residente?

Las personas que no sean residentes tienen derecho a abrir una cuenta bancaria en Irlanda. Si usted posee un negocio que no está registrado en dicho país, debe comunicarse directamente con su banco y consultar si existe alguna solución. El hecho de que le permitan o no abrir una cuenta dependerá de dónde esté registrada su empresa y del tipo de entidad legal que sea.

¿Es posible abrir una cuenta bancaria comercial desde el exterior?

La mayoría de los bancos le solicitarán que visite personalmente la sucursal más cercana para presentar sus documentos. Si elige una institución bancaria global, es posible que encuentre una oficina en su país de origen.

Mundo Offshore tiene la capacidad para asistirle en el proceso de apertura de una cuenta bancaria para su empresa, pero aun así será necesario que asista al banco personalmente.

¿Es posible abrir una cuenta bancaria comercial de forma virtual?

Aunque usted puede iniciar el proceso para registrar su cuenta bancaria de forma virtual, por lo general, para completar el procedimiento debe trasladarse a una sucursal y presentar los documentos originales. En algunas circunstancias, el Banco de Irlanda podría permitir a comerciantes exclusivos abrir su cuenta sin necesidad de visitar una oficina.

¿Qué banco debe elegir?

Irlanda posee un sistema bancario sofisticado por lo que, tratándose de cuentas comerciales, usted tendrá muchas alternativas. Si ya mantiene operaciones bancarias con una institución internacional, es posible que ésta tenga una sucursal en Irlanda, lo cual podría facilitar el inicio del proceso de apertura de su cuenta.

Grindelwald - Suiza

Si posee una sociedad, deberá proporcionar la documentación correspondiente a todos los propietarios beneficiarios o a los que tengan una participación del 25% (o más).

Consulta gratuita

¿Cuáles son los cargos y las comisiones bancarias?

Antes de abrir su cuenta bancaria comercial en Irlanda, es importante que lea cuidadosamente los términos y condiciones del contrato, especialmente la sección sobre tarifas y cargos bancarios. Tenga en cuenta que esta estructura puede ser muy diferente  de la que usted ya conoce y domina.

Es común encontrar cargos mensuales por concepto de manejo de cuenta así como tarifas fijas para transacciones bancarias. En algunos casos, se pueden realizar cierta cantidad de transacciones de forma gratuita todos los meses, a las cuales luego se le aplican las comisiones correspondientes. Aun cuando estas tarifas de administración y transacción parezcan pequeñas, pueden acumularse con el tiempo.

Hasta las empresas nuevas y más pequeñas frecuentemente necesitan realizar transferencias internacionales de dinero, por ejemplo, para pagar a los proveedores en el extranjero. Esta práctica puede resultar costosa, por lo que vale la pena prestar especial atención a las tarifas que aplica su banco sobre las transferencias de dinero y los pagos directos entre cuentas con diferentes divisas.

¿Cómo registrar una compañía en Irlanda?

El requisito mínimo de capital social emitido para una empresa privada o sociedad limitada por acciones, es de tan solo 1,00 €. Esta cantidad se compara favorablemente con la de la mayoría de los otros países europeos.

Una vez que se presenten los documentos de incorporación se puede registrar una nueva empresa en apenas unas pocas horas de un día hábil. Además, no se requiere la apertura de una cuenta bancaria como parte del proceso de registro.

Cualquier cambio posterior al establecimiento de la compañía, por ejemplo, la asignación de nuevas acciones, el cambio de directores o la modificación de los estatutos constitutivos, puede informarse fácilmente en la Oficina de Registro de Empresas. La realización de cualquiera de estos cambios no requiere la comparecencia ante un notario público ni la re-ejecución de escrituras, contrario a la práctica común en el continente europeo.

¿Cuáles son las tasas impositivas corporativas?

Las principales características del sistema tributario irlandés, aplicable a las compañías, son las siguientes:

  • Una tasa del 12.5% ​​para el impuesto de sociedades sobre las ganancias generadas por las actividades comerciales en la República de Irlanda.
  • Un crédito fiscal de investigación y desarrollo del 25%.
  • Un régimen de »invenciones» que cumple con la OCDE.
  • Un régimen de propiedad intelectual (PI) que permite la deducción impositiva para adquisiciones de PI ampliamente definidas.
  • Acceso a una extensa gama de tratados de doble imposición.
  • Una tasa «efectiva» de 0% para los dividendos en el extranjero (cuota fiscal del 12,5% sobre ciertos dividendos en el exterior que califiquen para ello, con una flexible centralización onshore de créditos fiscales extranjeros).

¿Cuáles son los beneficios de un holding en Irlanda?

Irlanda ha desarrollado una reputación como jurisdicción clave para el establecimiento de un holding internacional. Los beneficios de la creación de dicha estructura en este país son los siguientes:

  • Exención de impuestos para ganancias nacionales y extranjeras (UE y DTA) por concepto de ventas de subsidiarias comerciales.
  • Exención de impuestos para dividendos irlandeses, con efectiva aplicación para dividendos extranjeros (FTC).
  • Amplias exenciones sobre la retención de impuestos nacionales.
  • Sin subcapitalización ni reglas de Corporación Extranjera Controlada.

Para más información sobre Irlanda y sus productos financieros, póngase en contacto con Mundo Offshore y solicite una consulta con un especialista.

Envíenos su consulta