1. La Fed abrirá el grifo de la liquidez

La Reserva Federal ofrecerá mayores inyecciones de efectivo al sistema financiero más adelante para suavizar la volatilidad que ha plagado los mercados de financiación a corto plazo durante las últimas dos semanas.

El banco ha recaudado fondos a un día que se ofrecen a 75-100 millones de dólares y ha duplicado el volumen de una operación similar a dos semanas de entre 30 y 60 millones de dólares.

2. Aluvión de declaraciones de los bancos centrales

Es otra jornada ajetreada en cuanto a comparecencias de banqueros centrales; Richard Clarida, el hombre considerado por muchos el principal pensador monetario de la Reserva Federal, posiblemente será la estrella del día a las 17:45 horas (CET). El presidente de la Fed de Dallas, Richard Kaplan, que ayer predijo que Estados Unidos evitará la recesión, comparecerá a las 16:30 horas (CET), mientras que el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, hablará en otro evento a la misma hora.

Draghi y el gobernador del banco central de Alemania, hablarán menos de un día después de que Sabine Lautenschlaeger renunciara a su puesto en la junta de seis miembros del BCE, una decisión que muchos han vinculado a su insatisfacción con la insistencia de Draghi en reanudar la flexibilización cuantitativa en la reunión del BCE de la semana pasada.

3. Endeavor aborta su OPV, Peloton fracasa, We Company recorta

El mercado de OPV está mostrando cada vez más indicios de estrés después de que la agencia de talentos Endeavor Group abortara su salida a bolsa, mientras que Peloton, el fabricante de equipos de ejercicio de alta gama, cayó un 11% en su primera jornada en el mercado.

Por otra parte, We Company ha comenzado a abordar la estructura de exceso de costes inflados que espantó a los inversores de su acuerdo propuesto la semana pasada.

4. Dificultades para el denunciante de Trump

El presidente Donald Trump amenazó con tomar represalias contra el denunciante cuyo informe fue publicado el jueves por el Comité de Inteligencia de la Cámara de Seguridad. Trump tachó al denunciante —que ha sido identificado como un agente de la CIA destinado en la Casa Blanca— de «una especie de espía» en una reunión a puerta cerrada.

Los mercados siguen sin saber cómo reaccionar al proceso de juicio público que fue puesto en marcha por la presidenta de la Cámara Nancy Pelosi a principios de esta semana. Los cálculos del Congreso sugieren que Trump debería resistir fácilmente el proceso de juicio político en el Senado, ya que éste está controlado por su partido.

5. La economía europea va de mal en peor

El euro y la libra esterlina siguen descendiendo frente al dólar, pues ha resurgido el riesgo de un Brexit desordenado y los datos a corto plazo siguen mostrando una ralentización sin final a la vista.

La libra cayó el viernes por la mañana en Europa después de que Michael Saunders, considerado el miembro más agresivo del Comité de Política Monetaria del Banco de Inglaterra, dijera que la persistente gran incertidumbre justificaba los recortes de los tipos de interés —si el Reino Unido consigue evitar un Brexit sin acuerdo.

El euro, por su parte, sigue a la baja a causa de las negativas encuestas sobre la confianza empresarial de Italia y España, mientras que la decepción por la falta de estímulos fiscales de Alemania está eclipsando los recortes de impuestos de Francia en su presupuesto de 2020. La moneda única alcanzaba nuevos mínimos de dos años frente al dólar en 1,0905 dólares durante la noche.

6. ¿Pueden los datos de EE.UU. pintar un panorama más halagüeño?

Otra serie de datos económicos internos a lo largo de esta jornada mostrará el éxito que ha tenido la economía estadounidense a la hora de mantenerse al margen de una ralentización global.

Los pedidos de bienes duraderos y los gastos personales de los consumidores de agosto se publicarán a las 14:30 horas (CET), mientras que la Universidad de Michigan publicará su lectura definitiva de la confianza de los consumidores de septiembre.

Las Bolsas europeas y su reacción

Los mercados inician con cierta tranquilidad por el optimismo de Donald Trump sobre las negociaciones comerciales con China. Sus mensajes ayudaron a mejorar el mercado en Europa y han permitido subir a Wall Street, una vez pasada la incertidumbre política sobre el proceso de “ impeachment” contra el presidente de Estados Unidos.

Los mensajes de Trump sobre las negociaciones comerciales han tenido como respuesta un comunicado en tono conciliador por parte del Ministerio de Comercio de China. A las puertas de la reanudación de las conversaciones entre los dos gigantes económicos, desde el Ministerio destacan el estrecho contacto que mantienen con Washington y su predisposición a lograr avances en las negociaciones comerciales.

Sin perder de vista las novedades políticas, procedentes de EEUU o de Reino Unido, la agenda macro del día no ha deparado grandes sorpresas. En medio de las bajadas de tipos aprobadas por la Reserva Federal, el PIB estadounidense del segundo trimestre se ha situado en el 2%, en línea con la anterior estimación y con lo esperado por los analistas.

Los ‘profit warnings’ reaparecen de la mano de IAG. La aerolínea ha rebajado sus previsiones para el ejercicio 2019, al contabilizar un impacto financiero neto de 137 millones de euros por las huelgas en British Airways, y otros 33 millones por la amenaza de huelga de los empleados del aeropuerto de Heathrow.

El EuroStoxx50 se refuerza por encima del umbral de los 3.500 puntos, mientras que en la Bolsa de Londres las últimas caídas registradas por la libra reducen el impacto de una oleada de ‘profit warnings’ entre las compañías británicas.

A la rebaja de previsiones de IAG se suma el ‘profit warning’ y el desplome del 14% de la editora británica Pearson, además de la presión bajista que vuelven a sufrir las empresas tabaqueras en la Bolsa de Londres. La británica Imperial Brands se deja un 11,2% tras la rebaja de sus previsiones debido al nuevo cerco al negocio del vapeo en EEUU. Los números rojos se extienden a la cotización de la tecnológica sueca Ericsson (-2,1%), al conocerse el pago de más de 1.000 millones de dólares para zanjar una investigación por corrupción en EEUU.

Más contundente es el castigo bursátil otorgado a ABN Amro. La entidad financiera holandesa se desploma un 13,3% debido a su implicación en presuntos casos de blanqueo de dinero. En la Bolsa de París, los analistas de UBS han elegido a Accor, Carrefour y Gecina como sus valores favoritos, y Vallourec y Dassault como sus dos opciones más claras de venta.

La confirmación del PIB de EEUU mantiene la escalada del dólar. El euro se adentra en mínimos de 28 meses al desinflarse hacia los 1,09 dólares. La inesperada salida del consejo del BCE de la representante de Alemania, contraria a la política de estímulos, aumenta las suspicacias sobre la derrota de los ‘halcones’ del BCE. La libra, por su parte, se mantiene en los 1,23 dólares.

Los mensajes conciliadores sobre la negociaciones comerciales entre EEUU y China otorgan una tregua al petróleo. El barril de Brent frena sus caídas al filo de los 62 dólares, mientras que el barril tipo West Texas, de referencia en EEUU, se sitúa en los 56 dólares.

Grindelwald - Suiza

Los mercados siguen sin saber cómo reaccionar al proceso de juicio público que fue puesto en marcha por la presidenta de la Cámara Nancy Pelosi a principios de esta semana.

Prudencia ante las posibles ‘fake news’ de Trump

Las declaraciones de ayer del presidente estadounidense, Donald Trump, afirmando que EE.UU. puede llegar a un acuerdo con China antes de lo que la gente piensa forma parte de su estrategia política ya es algo conocido y recordado por los expertos. Algunos de ellos, ya recurren a sus mensajes demasiado positivos para catalogarlos como ‘fake news’.

Eso, aunque los mercados prefieran agarrarse a un clavo ardiendo ante cualquier noticia positiva (o que lo parezca) y reaccionar con subidas.

«Aunque algunos analistas sostienen que el juicio público restringe la legislación y perjudica las posibilidades de un acuerdo comercial, Trump ha mencionado muchas veces los avances positivos en la cuestión comercial como distracciones de la incertidumbre política y financiera de los mercados, y hay bastantes probabilidades de que esté ocurriendo lo mismo»,

Mientras Trump se dedicaba a defenderse en Twitter ante el intento de ‘impeachment’, Hu Xijin, editor jefe del diario Global Times y considerado como portavoz no oficial del gigante asiático, le lanzaba este mensaje en Twitter: “En los últimos 30 años, el 50% de los presidentes de Estados Unidos se ha enfrentado a un ‘impeachment’. Los presidentes estadounidenses tienen que pasar más de la mitad de su tiempo jugando este tipo de estrategias políticas, de manera activa o pasiva. Así que no te quejes de que China crece demasiado rápido”.

“La ‘fake news’ de Trump diciendo que el acuerdo comercial con China está cerca ya sabemos cómo funciona. Estaba un poco acosado por los periodistas con el tema de Ucrania y le echó imaginación, pero el caso es que el funcionó y el mercado subió. Eso sí, la realidad es que seguimos teniendo muchos signos de que un ‘mini acuerdo’ sí es posible. Los chinos no paran de comprar productos agrícolas y esto debe ser por algo, aunque Trump no lo pueda reconocer. Habrá que estar atentos”

China contribuye al optimismo, pero con matices, South China Morning Post se ha hecho eco de las afirmaciones de un acuerdo cercano por parte de Trump, aunque la matiza con algunas observaciones:

“Trump hizo sus últimos comentarios sobre la guerra comercial que comenzó hace casi 15 meses un día después de criticar a China en un discurso pronunciado en la Asamblea General de las Naciones Unidas en Nueva York”, informa el diario.

«Hemos recaudado billones de dólares y ellos han perdido billones de dólares y quieren llegar a un acuerdo muy malo», dijo Trump a periodistas en Nueva York. «Podría ocurrir. Podría suceder antes de lo que piensas”.

“Trump con frecuencia caracteriza los ingresos recaudados por el Gobierno de Estados Unidos a partir de aranceles punitivos sobre productos chinos como una victoria para Estados Unidos”, sentencia el diario.

Por su parte, Global Times destaca en Twitter las declaraciones del Ministerio de Comercio chino que, si bien ensalzan los avances de las negociaciones de cara a la reunión de octubre, no concretan nada más.

Los mercados, que ya parecen haber dejado su preocupación por el ‘impeachment’, se centran en las aparentes buenas noticias sobre EE.UU.-China, pendientes no obstante de cualquier cara y cruz que vuelva a salir sobre este tema.

Un BCE sin miedo espera la recuperación y hace oídos sordos a Trump

El Banco Central Europeo ha emitido su  Boletín Económico en el que repasa la situación de la economía europea y mundial. El Banco Central prevé un frenazo en la economía de la región durante este año, pero espera que se recupere según avancen los meses. “Se prevé que el crecimiento mundial disminuya este año”, se extrae del documento.

Las razones que esgrime el regulador son varias y, todas, conocidas por el mundo financiero. “Nos encontramos en medio de la débil actividad manufacturera mundial como consecuencia de la disminución de la inversión mundial y el aumento de la incertidumbre política y política debido al Brexit y la intensificación renovada de las tensiones comerciales entre los Estados Unidos y China”, resaltan desde el BCE.

Dicha desaceleración se nota en el PIB, que a pesar de seguir creciendo de manera positiva, lo hace con un ritmo menor, como es el caso del último trimestre.

“Esta desaceleración en el crecimiento refleja principalmente la debilidad predominante del comercio internacional en un entorno de incertidumbres mundiales prolongadas, que están afectando particularmente al sector manufacturero de la zona del euro”, resaltan desde el BCE.

No obstante, el BCEi cree que esta desaceleración se solventará “a medio plazo”. “En las economías avanzadas, se prevé que el impulso cíclico disminuya a medida que las limitaciones de capacidad se vuelvan cada vez más vinculantes en medio de brechas de producción positivas y bajas tasas de desempleo en las economías clave, mientras que, hacia el final del horizonte de proyección, se espera que el apoyo a las políticas disminuya gradualmente”, arguye el BCE.

Además, el BCE ayuda a Estados Unidos y considera que la economía del país sea “resistente” a corto plazo, a pesar del conflicto comercial con China.

Beneficios empresariales

El Banco Central Europeo, por tanto, es consciente de la difícil situación que atraviesa la economía mundial debido a los factores anteriormente citados. Esto ha lastrado, como se pudieron ver en la última presentación de resultados empresariales del pasado, a las compañías. Este hecho no ha pasado inadvertido por el Banco Central Europeo y resalta que “las expectativas de ganancias corporativas han disminuido algo en respuesta a las persistentes dudas sobre el panorama macroeconómico global”.

Oídos sordos a Trump

En el informe que ha salido este jueves publicado, también resalta la situación del euro. Aunque, mejor dicho, se podría decir que pasa de puntillas y tan solo dice que “el euro se mantuvo prácticamente sin cambios en términos ponderados por el comercio”.

Esta pequeña mención se contrapone a las críticas constantes de Donald Trump puesto que el presidente de Estados Unidos considera que tanto Europa como China están realizando maniobras para tener una divisa más floja que el dólar para poder exportar más y luchar contra el país norteamericano.

Situación bancaria

Como no podía ser de otra manera, el Banco Central Europeo ha repasado también la situación de los bancos europeos. El BCE insiste en que “las condiciones de financiación de la deuda de los bancos han mejorado aún más”, obviando así las peticiones de las entidades europeas, que no se encuentran a gusto con el modelo que hay en estos momentos.

“Este desarrollo ha sido impulsado principalmente por una disminución considerable en los rendimientos de los bonos bancarios, mientras que las tasas de depósito de los bancos de la zona del euro se han mantenido cerca de sus mínimos históricos”, remarca el organismo.

Por otra parte, el BCE habla de la dificultad que atraviesan los bancos debido a los depósitos: “En el primer semestre de 2019, los márgenes de depósito de préstamos de los bancos de la zona del euro para nuevos negocios disminuyeron un poco. A este respecto, la capacidad de cobrar tipos negativos sobre los depósitos, que es heterogénea en todos los países para los depósitos de NFC, afecta significativamente el tamaño de estos márgenes”.

Envíenos su consulta