Seguramente recordará que hace algunas semanas mediante nuestro artículo “Las Seychelles” le mencionábamos acerca de los beneficios de  las compañías internacionales de negocios y sociedades Offshore en este país. Recientemente Seychelles firmó un acuerdo de intercambio de información con OCDE, el foro internacional cuyo objetivo principal a mediano plazo es contrarrestar el fenómeno de erosión de bases imponibles y traslación de beneficios (BEPS), conocidos también como evasión de impuestos.

Seychelles-ocde

El convenio de cooperación Seychelles – OCDE representa para el foro internacional un avance relevante que le permitirá realizar un seguimiento más estrecho de las prácticas y actividades financieras realizadas en esta jurisdicción, dentro de este tratado existen distintos mecanismos administrativos que serán implementados a mediano plazo, todos ellos con el fin de añadir regulaciones tributarias a cualquier operación realizada en la isla, algunas de las regulaciones son las siguientes:

  • Intercambio de información con previa solicitud
  • Intercambio espontáneo
  • Intercambio automático de información
  • Inspecciones de impuestos en el extranjero
  • Inspecciones tributarias simultáneas
  • Asistencia en la recaudación de impuestos
  • Asesoría sobre derechos de protección a contribuyentes

Como le explicábamos anteriormente, los trabajos de cooperación de OCDE con G-20  son una relación constante en la que OCDE busca que todos los países pertenecientes al Grupo de los 20 se adhieran a la norma internacional en materia de intercambio de información tributaria, según la convención internacional, el objetivo de esto es conseguir eventualmente un entorno económico más transparente.

¿Sigue siendo conveniente invertir en Seychelles?

Como puede ver, las regulaciones de esta jurisdicción se han modificado de manera muy drástica en la ultima semana,  con su adhesión a los acuerdos de intercambio de información de G20, Seychelles ha reconfigurado completamente su principal característica, que era las de tener todos los beneficio que cualquier jurisdicción offshore ofrece a los inversores, esto no es malo pero es muy importante de contemplar. Pues el principal cambio que los inversores podrán padecer en sus empresas y sociedades, será una apertura casi total en términos de intercambio de información para el organismo internacional, algo que directamente vulnera la privacidad de todo cliente.

La conveniencia de invertir en una sociedad en Seychelles es una cuestión muy personal, sin embargo para muchos propósitos es claro que esta no será en el futuro la mejor opción, de hecho, en el corto plazo podremos ser testigos de una fuga masiva de clientes y capital de Seychelles a otras jurisdicciones Offshore más propicias como Belice,  Nevis, Dominica o Panamá.

Entonces, seguramente se estará preguntando ¿En que jurisdicción es  mejor llevar mis negocios?  le recomendamos descartar toda jurisdicción relacionada con las islas británicas, dentro de las cuales se encuentran las Islas Vírgenes Británicas, ya que en el 2017 se tiene previsto que todos estos territorios se integren en el acuerdo de cooperación con la OCDE.

Descartar estas opciones nos lleva a regresar la vista al Caribe y países como Belice, territorios fiscales desatenidos completamente de las convenciones internacionales y la influencia Europea y Norteamericana, ya que cuentan con regulaciones completamente autónomas y gobiernos independientes.

Invertir en el Caribe es además de una garantía de certidumbre y privacidad, una excelente oportunidad de negocio que también ofrece alternativas de acceder a sus programas de ciudadanía por inversión, una estupenda opción para renunciar a su nacionalidad y naturalizarse en un país con regulaciones impositivas bajas o nulas, donde podrá contar con la total seguridad de que su patrimonio se encuentra resguardado.